Servicios

Respuesta Inmediata

Con la metodología de trabajo que empleamos en la búsqueda de soluciones, rápidas y adecuadas a cada empresa, damos respuestas inmediatas a todo lo relacionado con la Gestión del Control Integrado de Plagas. Así demostramos ser, no sólo una empresa dinámica sino, además particularmente efectiva. Trabajamos con un programa de acciones que toma como punto de partida, un cronograma que se adecua a las necesidades específicas de cada cliente y procedemos a estudiar los problemas planteados y, a partir del conocimiento personalizado de cada caso, surgen las estrategias a seguir frente a cada problema. Sabemos que ninguna empresa es idéntica a otra, y es imposible actuar con un criterio uniforme para todas.

Es lo que nos permite garantizar nuestra prestación, y lo conseguimos por contar con una estructura tan estudiosa en teoría, como efectiva en sus aplicaciones.

Es la eliminación de virus y bacterias de un ambiente mediante la utilización de un desinfectante químico. Este servicio es muy solicitado por clínicas, colegios, oficinas y lugares que han sufrido contaminación a través de orina y excreta de roedores. En Argentina, el común de la gente, le llama desinfección a todos los tratamientos de control de plagas; si bien esto no es técnicamente correcto, es un concepto que se ha generalizado.

Es el control de insectos mediante métodos químicos o mecánicos. Constituye el servicio profesional más requerido y el más complejo debido a la diversidad de insectos y productos para tratar el problema. Para efectuar estos tratamientos es imprescindible la alta capacitación de los Técnicos Operativos quienes deben discernir, conjuntamente con el Asesor técnico sobre la estrategia de control teniendo en cuenta diferentes variables como ser: plaga a controlar, tipo de lugar a tratar, tránsito de personas o animales, lugares adyacentes, etc. Y escoger entre el abanico de equipos disponibles; –Aspersoras, motopulverizadoras, termonebulizadoras, ultra bajo volumen, espolvoreadora eléctrica, etc- el; más adecuado para lograr el objetivo con la mayor efectividad y el menor riesgo de contaminación.

Es el control de roedores a través de métodos químicos y mecánicos. Requiere un alto grado de; conocimiento del Técnico Operativo para determinar el tipo de roedor y de acuerdo a ello determinar la cantidad y ubicación de cebos y/o trampas. Este tipo de tratamiento implica un monitoreo permanente hasta lograr que el lugar quede libre de roedores. Por último se recomienda una desinfección profunda para eliminar los virus y bacterias transmitidas en la orina y excreta del roedor y dejar curado el lugar.